Samsung parece vivir ajena a la crisis que atraviesa el Mobile World Congress de Barcelona. El primer fabricante de smartphones del mundo ha reiterado que seguirá participando en la feria mientras presentaba esta tarde sus últimos móviles al otro lado del Atlántico, en San Francisco, con un evento paralelo en Londres. La compañía ha desvelado tres variantes de su nuevo buque insignia, el Galaxy S20, que tendrá una versión básica, otra Plus y una tercera Ultra. Además, ha presentado un nuevo móvil plegable, el Galaxy Z Flip, que a diferencia del modelo que lanzó el pasado año, el Galaxy Fold, se dobla verticalmente y rivalizará con el Motorola Razr.

El momento del anuncio no puede ser más crucial, pues el Mobile corre serios riesgos de ser cancelado tras las bajas de numerosas empresas por el riesgo al coronavirus, y eso podría retrasar los planes de algunos rivales de Samsung para presentar sus novedades para 2020. Muchos competidores planean hacer sus anuncios en el MWC (es el caso de Xiaomi, Vivo, Oppo, Realme o Sony), lo cual puede dar a la compañía surconeana cierta ventaja. Huawei prevé desvelar sus nuevos móviles P20 en un evento propio el próximo marzo.

Respecto a las novedades presentadas, Samsung ha destacado que con el nuevo Galaxy Z Flip muestra su apuesta por consolidar el segmento de los móviles plegables, “porque consideramos que es el futuro”. La compañía ha resaltado que con este nuevo modelo crean una nueva categoría: la de los móviles plegables ultracompactos. “El terminal recuerda a los antiguos teléfonos de concha, y a diferencia del Fold, más pensado para un usuario profesional que busque mejorar su productividad, el Z Flip es un producto más de diseño, de moda. Cerrado parece una polvera o una cartera y abierto es como un smartphone normal. Queremos que se convierta en un icono”, han dicho.

Samsung también ha resaltado una innovación importante del terminal. Es el primer teléfono plegable en usar una pantalla de cristal flexible. Un avance que pone a la compañía a la cabeza, pues el resto de plegables disponibles en el mercado van provistos de pantallas de polímeros. “La ventaja es que el cristal ofrece más velocidad y mejor respuesta táctil, y es mucho más resistente”. Un punto clave dado los problemas que tuvo Samsung con las pantallas de su primer móvil plegable.

“El diseño del Galaxy Z Flip permite, además, que el usuario tenga experiencias nuevas”, añadieron los directivos de Samsung. Así, el terminal puede mantenerse en una posición de 90º, dejarlo sobre la mesa y, si se activa la cámara, hacer videollamadas en manos libres, por ejemplo. La compañía subrayó igualmente que se trata de un teléfono prémium, con el sistema de cámaras del Galaxy S10, 256 gigas de RAM, el último procesador de Samsung y una batería de 3500 mAh. El Z Flip incluye también una pequeña y táctil pantalla secundaria para que cuando el terminal esté cerrado el usuario pueda ver las últimas notificaciones.

El nuevo móvil plegable de Samsung está disponible desde hoy en España para reservas y se comercializará a partir del 14 de febrero. Su precio es de por 1.500 euros, más barato que el Fold, que cuesta 2.020 euros, con 512 gigas, que tuvo una acogida fría por parte del mercado. Según ha explicado la compañía, el Z FLip, puede plegarse y desplegarse hasta 200.000 veces sin que se rompa o aparezcan grietas.

Respecto a los nuevos Galaxy S20, la compañía resaltó su tecnología asociada a la conectividad y a sus cámaras. Sobre el primer punto, Samsung indicó que quieren liderar el 5G, “por eso”, explican, “es la primera vez que lanzamos una familia completa de dispositivos de la compañía con 5G”.

Los tres modelos llegarán al mercado en versiones 4G y 5G, pero mientras los modelos Galaxy S20 y el S20+ se venderán en España con ambas tecnologías, en el caso del Galaxy S20 Ultra solo estará disponible en nuestro mercado en su versión 5G. “Es nuestra apuesta por potenciar todo el ecosistema 5G y tecnologías asociadas como el internet de las cosas y la inteligencia artificial”, precisaron.

En cuanto a las cámaras de los nuevos terminales, esta vez Samsung no solo mejora sus funcionalidades a través de software, la compañía también cambia los sensores, algo que aseguran va a proporcionar mejoras sustanciales en el movimiento, la iluminación y la distancia. La firma indicó que los nuevos terminales mejoran la estabilización de imagen (no solo en fotografía sino también en vídeo), logran imágenes en condiciones de poca luz “nunca vistas en un teléfono móvil” y “podemos tener zoom de hasta x100, en el S20 Ultra, que es la primera vez que se ve en un smartphone, algo que logramos con un sensor de 48 megapíxeles y a un juego de lentes e inteligencia artificial”. Los S20 y S20+ ofrecen un zoom x30.

El modelo más potente, el Ultra, incorpora un sensor de 108 megapíxeles que, según la empresa, no solo va a permitir tomar fotos en una altísima resolución sino lograr “excelentes imágenes en unas condiciones nocturnas únicas”. “Ello es posible porque el terminal nos permite dividir esos 108 megapíxeles entre nueve y tener así un sensor de 12 megapíxeles pero con un tamaño de píxel muchísimo mayor al visto hasta ahora, pues llega a los 2,64 micras, más del doble que lo que estábamos viendo ahora”

Como novedad, y de cara al mundo gaming, Samsung también ha cambiado la pantalla de los Galaxy S20, que tienen un refresco de hasta 120 Hz, que permite tener imágenes muy nítidas de muy alta velocidad. Y señala que es la primera vez que un móvil de la familia Galaxy S (en concreto, la versión Ultra) incorpora una batería de 5000 mAh. Igualmente es la primera vez que los tres equipos pueden grabar en 8K y “cualquier frame de ese vídeo equivale a una fotografía de 32 megapíxeles”.

El tamaño de las pantallas de los tres Galaxy S20 son de 6,2, 6,7 y 6,9 pulgadas, respectivamente. Todos vienen con 8 gigas de RAM y 128 gigas de memoria en la versión 4G, y 12 gigas de RAM y 128 gigas de memoria si se trata de la versión 5G. La compañía ofrece una variante en el S20 Ultra 5G, con 16 gigas de RAM y 512 de memoria.

Los nuevos Galaxy S20 están disponibles en España para precompra desde hoy y se venderá en las tiendas a partir del 13 de marzo. Sus precios son de 909 y 1.009 euros los dos primeros y con tecnología 4G (100 euros más si es la versión 5G); en el caso del modelo Ultra su precio es de  1.359 euros, respectivamente.

Durante la precompra, la compañía lanza una promoción para los modelos S20+ 5G y S20 Ultra 5G, que incluyen de regalo los nuevos auriculares inalámbricos presentados hoy por Samsung, los Galaxy Buds+.

Fuente: Cinco Días