Pallete dice que el futuro de España es “muy bueno” y manifiesta su confianza en las instituciones

/, Actualidad Económica, EL PAÍS/Pallete dice que el futuro de España es “muy bueno” y manifiesta su confianza en las instituciones

El presidente de Telefónica, José María Álvarez-Pallete, destacó hoy la recuperación económica que ha vivido España en los últimos años, y expresó su convicción de que el futuro que tiene por delante el país es “muy bueno” así como su confianza en la labor de las instituciones.

Pallete enfatizó, ante la junta general de accionistas de la compañía que se celebró este viernes en Madrid, el “enorme proceso de transformación del que nos podemos sentir muy orgullosos”, en los últimos cuarenta años, coincidiendo con el aniversario de la constitución. Añadió que en ese periodo España ha multiplicado por 15 la renta percápita, y se ha creado un PIB adicional igual al del PIB de Dinamarca y Holanda juntas, y el país es líder mundial en infraestructuras, telecomunicaciones o turismo.

Evolución de la acción

Pallete, en su discurso a los accionistas, culpó al mal comportamiento bursátil del sector de las telecomunicaciones, al impacto negativo de la regulación y a la fluctuación de las divisas de la mala evolución de la cotización de la compañía, que actualmente cotiza por debajo de los 8 euros.

El presidente de la compañía aseguró que “Telefónica es hoy incomparablemente más fuerte que hace cinco años” tras haber acometido un proceso de digitalización que sigue en marcha, aunque esa transformación no se haya visto reflejada en el valor de la acción. “La evolución bursátil de nuestro sector ha sido el que peor se ha comportado a nivel mundial en los mercados de valores durante los dos últimos años”, señaló Pallete.

La acción de Telefónica cerró la sesión del jueves, día 7, a 7,7 euros, muy lejos de los más de 22 euros que alcanzaba en máximos de 2007 y por debajo de los 8,3 euros que marcó cuando Pallete alcanzó la presidencia del grupo el 8 de abril de 2016. Desde el pasado 1 de enero, Telefónica ha cedido más del 5% de su valor, mientras que el sector (STXE 600 Telecom) ha perdido casi el doble, el 9,25%. 

El presidente de Telefónica es un convencido de que la acción se recuperará como prueba el hecho de que ha adquirido títulos en los últimos dos años por más de seis millones de euros. ”Estoy convencido de que más allá de las coyunturas bursátiles se reconocerá el valor intrínseco de nuestra compañía”, aseguró Pallete a los accionistas.

Esfuerzo inversor

El primer ejecutivo de Telefónica resaltó el “esfuerzo inversor gigantesco inspirado en una visión anticipada del cambio tecnológico” que advirtió la multinacional española antes que el resto del sector. Ha explicado que el esfuerzo comienza a dar sus frutos y que la compañía cuenta con 350 millones de clientes, en 17 países; con más de 1,5 millones de kilómetros de fibra desplegada y una cobertura 4G superior al 70%; y con un nivel de digitalización de más del 60% de los procesos de la compañía.

José María Álvarez-Pallete ha estimado que el despliegue comercial del 5G comenzará a partir de 2020 y ha destacado la necesidad de acompasar la subasta de frecuencias de espectro con los casos de uso y la disponibilidad tecnológica y de terminales.                                 

Ha recordado que aunque la próxima subasta de las frecuencias en la banda de los 3,6-3,8 GHz, prevista para julio, “permitirá acelerar la implementación” de esta tecnología, es “importante acompasar los tiempos de la subasta a la disponibilidad de la tecnología y los casos de uso y de los terminales” para evitar que se repita el caso de las licencias para el 3G, que costaron un importe elevado aunque no podían usarse.

Sobre la filial británica de Telefónica, O2, ha destacado que mantiene una posición de liderazgo y ha fortalecido su posición en los últimos años, aunque no ha revelado nuevos planes sobre su eventual salida a bolsa.

Ha insistido igualmente en su discurso ante la junta en cómo la compañía ha sabido prepararse para capturar la ola de servicios digitales que acompañan a la conectividad, y ha hecho hincapié en la inversión destinada a la construcción de las nuevas redes, necesarias para liderar el futuro del sector. En los últimos cinco años, Telefónica ha invertido más de 45.000 millones de euros a un ritmo sostenido del 16-17% de los ingresos anuales.

“Telefónica es hoy, más que nunca, una compañía tecnológica. Esa y no otra es la razón que explica que llevemos más de tres años creciendo de forma orgánica en las principales magnitudes. Esta evolución muestra algo que me gustaría compartir con ustedes: mi seguridad de que Telefónica ha encontrado su rumbo”, dijo Álvarez-Pallete.

Por ello, ha detallado las tres exigencias que se ha autoimpuesto la compañía para acelerar el cambio en todos sus ámbitos de actuación. La primera pasa por transformar aún más la oferta hacia lo digital. La segunda exigencia consiste en transformar las plataformas, en invertir en las nuevas redes y en adaptar la oferta. Y, por último, la tercera consiste en transformar la cultura de la compañía, para trabajar de forma más ágil y sencilla y avanzar así más rápido en el proceso de transformación.

Plan de incentivos para directivos de 250 millones

Junta de accionistas de Telefónica de 2018.Junta de accionistas de Telefónica de 2018.

La junta de accionistas aprobó un plan de incentivos a largo plazo para directivos por un importe máximo de 250 millones de euros, que consistirá en la entrega de acciones en función de objetivos. El plan tendrá una duración de cinco años y podrán acceder a él los directivos de Telefónica, incluidos los consejeros ejecutivos, lo que eleva el número inicial de potenciales partícipes a 1.050.

En concreto, el plan se dividirá en tres ciclos de tres años y las acciones se entregarán una vez transcurridos tres años desde el inicio de cada ciclo. El primer ciclo se considerará iniciado el 1 de enero de este año y las acciones se entregarán en 2021, mientras los otros dos empezarán el 1 de enero de 2019 y en la misma fecha de 2020, con la entrega de títulos en el año 2022 y 2023, respectivamente. El número total de acciones a entregar al final de cada ciclo no podrá superar el 0,27% del capital de Telefónica.

La asamblea también aprobó el pago de un dividendo en efectivo con cargo a reservas de libre disposición, de 0,40 euros, pagadera en dos tramos. El primer pago de 0,20 euros en efectivo por acción se realizará el día 15 de junio de 2018, y el segundo el 20 de diciembre de 2018.

Fuente: El País

2018-06-08T13:11:30+00:00