El consejo de administración de NH Hotel Group ha decidido por unanimidad este martes rechazar la oferta lanzada por Barceló Hotel Group para fusionar sus negocios,según ha comunicado la sociedad al cierre del mercado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV)

NH Hotel argumenta su decisión de desestimar la oferta en que la estructura contemplada de fusión no permitiría crear valor para el accionista por encima del proyecto y dependiente de NH. Además el consejo no considera apropiado en el valor intrínseco asignado NH por la oferta de Barceló ni su alcance ni la ecuación de canje ofrecida por este.

El grupo de la familia Barceló planteó por carta el pasado mes de noviembre una oferta de fusión a su rival por la que la cadena mallorquina pasaría a controlar un 60% de la sociedad integrada, frente al 40% que quedaría en manos de los accionistas de NH Hotel Group, y ofrecía 7,08 euros por acción de NH, lo que supone valorar a la compañía cotizada en 2.480 millones de euros.

La suma de las carteras de NH (400 establecimientos, con 60.000 habitaciones) y Barceló (230 hoteles con 50.000 habitaciones) superaría los 370 hoteles de Meliá, y daría lugar al primer grupo hotelero español con más de 600 hoteles y 110.000 habitaciones en todo el mundo.

«La ecuación de canje no refleja la valoración relativa de ambas compañías, menos aún con un perímetro tan ajustado al negocio relevante de grupo Barceló. Tampoco ofrece una prima de control real sobre la valoración de mercado de NH, ni tiene en cuenta el potencial de revalorización de NH de forma independiente, superior en cualquier caso al valor relativo de 7,08 euros por acción planteado», explicó el consejo de NH en el comunicado.

Barceló, que no cotiza en Bolsa, propone una fusión, es decir, la integración del grupo mallorquín en NH mediante la entrega de nuevas acciones emitidas por NH al Grupo Barceló, manteniendo la sociedad cotizada.

El máximo órgano ejecutivo de NH considera que la oferta no refleja el potencial de crecimiento en resultados del grupo, ni el valor de sus activos urbanos en Europa y su negocio equilibrado de contratos en gestión y alquiler, y subraya además que no ofrece ninguna «liquidez» para los accionistas de NH. Y pone como ejemplo de esa política, la reciente venta a un grupo alemán del inmueble donde se ubica el hotel NH Collection Barbizon Palace, en el corazón de Ámsterdam por 155, 5 millones de euros.

Además, el consejo de NH ratifica su «confianza» en el plan estratégico de NH «con un sólido crecimiento de ingresos y significativa mejora operativa», que le permitirán participar en el «proceso de consolidación del sector».

Futuras operaciones

Pese a la dureza del rechazo de la oferta, NH Hotel deja abierta la puerta a futuras negociaciones al indicar que la decisión «no condiciona, ni impide» que se analicen otras futuras oportunidades estratégicas .que serán valoradas en función del valor real que estén en condición de generar al conjunto de los accionistas de NH».

El grupo chino HNA, primer accionista de NH Hotel Group, controla el 29,5% del capital pero no cuenta con presencia en el consejo de administración por un conflicto de intereses ante la compra de Carlson-Rezidor por parte de la china. Le siguen el fondo Oceanwood (12%) y el Grupo Inversor Hesperia (9%).

NH Hotel cerró en la sesión de este miércoles a un precio de 6,12 euros por acción, un 1,8% más, y acumula una revalorización del 24% en Bolsa desde que se conoció el interés de Barceló.

Barceló da por cerrado el proceso

El Grupo Barceló se mostró  «apenado» y «decpcionado» por no haber podido convencer al consejo de administración de NH de la «bondad de su planteamiento» para que ambas compañías se fusionaran, según fuentes del grupo turístico mallorquín.

El grupo hotelero señaló que  tras el rechazo formnal de la oferta por el consejo de administración de NH da por cerrado el proceso y continuará con sus planes en solitario.

Las mismas fuentes han explicado que la fusión de ambos grupos hubiera permitido crear una cadena hotelera líder en Europa, que fuera capaz de poder salir a competir en igualdad de condiciones con las grandes insignias americanas del sector, que cuentan con miles de hoteles.

Fuente: El País