El beneficio neto de Mapfre alcanzó los 462,9 millones de euros en los primeros nueve meses del año, lo que supone una caída del 12,5% respecto a los 528,8 millones que registró el grupo asegurador en el mismo período de 2018. La compañía destaca que durante este período destinó 77 millones de euros a sanear el negocio de asistencia. Excluyendo este impacto, el beneficio habría crecido un 2%.

Mapfre explica que, en concreto, ha decidido realizar un deterioro por importe de 48 millones de euros de los fondos de comercio de las entidades de Mapfre Asistencia  en Reino Unido debido al descenso de las expectativas de beneficios futuros en el país.

«Esta revisión de expectativas se fundamenta en un entorno socioeconómico complejo y la previsible ralentización de la economía en ese país ante la incertidumbre generada por el Brexit, así como el entorno regulatorio», explica la compañía que preside Antonio Huertas, en un comunicado remitido a la CNMV.

Asimismo, también se ha saneado el fondo de comercio de las entidades de Asistencia en EE UU  y Canadá, por importe de otros 17 millones de euros, en línea con la reducción de negocios no rentables. Además, el resultado muestra un impacto negativo de 11 millones de euros, por reestructuración de Asistencia en varios países con operaciones no rentables. El impacto de todas estas medidas en el resultado del Grupo asciende a 77 millones de euros.

La compañía insiste en subrayar que este deterioro de los fondos de comercio no tiene efecto en la tesorería de Mapfre ni afecta a la fortaleza y flexibilidad financiera del Grupo ni a los modelos de capital que soportan los ratings y el elevado nivel de solvencia, puesto que los fondos de comercio están excluidos de su cálculo, manteniendo, por tanto, su «importante capacidad generadora de dividendos», añade. Si se excluye el efecto de todas esas medidas adoptadas, el resultado del Grupo habría crecido un 2% respecto al obtenido en septiembre de 2018.

Asimismo, Mapfre destaca la buena evolución del resultado en los tres principales mercados del Grupo (España, Brasil y Estados Unidos) y la buena evolución del negocio en Latam, donde las primas crecen un 13,3%, gracias al buen comportamiento de México, Perú y República Dominicana. Además, es importante destacar que todos los países de la Región Latam registran beneficio, con un excelente ratio combinado. Esta evolución del negocio viene acompañada de una mayor fortaleza técnica. El ratio combinado continúa mejorando (1,7 puntos porcentuales), hasta situarse en el 96,4%

Fuente: Cinco Días