La cesta de la compra del súper ‘on line’ subió de precio el año pasado

/, Actualidad Económica, EL PAÍS/La cesta de la compra del súper ‘on line’ subió de precio el año pasado

Llenar el carrito virtual de la compra por Internet a finales de 2017 resultó un 1,1% más caro que un año antes. Los géneros por los que el aumento fue más acusado fueron el pescado, los mariscos y la fruta. Estas son las principales conclusiones del último análisis anual de Soysuper. 

Para llegar a ellas, este comparador de precios entre las grandes superficies online, asegura que ha comprobado la variación interanual de los precios medios de 163.000 productos —tanto marcas de fabricantes como de distribuidores, es decir, las llamadas marcas blancas— de los nueve principales supermercados que tienen una tienda virtual en internet: Mercadona, Carrefour, Alcampo, DIA, Eroski, Condis, El Corte Inglés, Hipercor y Caprabo.

Según este estudio, 2017 arrancó con subidas interanuales por debajo del 1%, ya que el aumento en enero fue del 0,7% con respecto a 12 meses antes, en febrero, del 0,9% comparado con el mismo período del año anterior, en marzo, del 0,8%, y en abril, del 0,7%. En el resto del año, sin embargo, retomaron vigor y oscilaron entre el mínimo del 0,9%, que se registró en agosto, y el máximo del 1,1%, que alcanzó en noviembre y diciembre.

Se encarecen los frescos y bajan los dietéticos

La categoría de productos cuyos precios más subieron es la de alimentos frescos y charcutería, que llegaron a un aumento del 2,3%. Dentro de este grupo, pescado y mariscos incrementaron su precio un 6,4%, y la fruta, un 6,1%. También subieron más de un 2% cafés, cacao e infusiones (2,3%), conservas, sopas y aceites (2,2%), y bebidas (2%). Por el contrario, los dietéticos son los géneros que más bajaron, al registrar una disminución del 1,3%. Les siguen los productos para bebés y niños (0,8%), para mascotas (0,4%), y los de perfumería y parafarmacia (0,1%).

“En el caso de productos frescos, la escasez o abundancia de ciertas materias primas provoca subidas o bajadas pronunciadas en momentos puntuales a lo largo del año, como ha ocurrido con los calabacines o las alcachofas”, explica la directora general de Soysuper, Marta Esteve, quien añade: “También encontramos ciertos incrementos en productos que se ponen de moda como la quinoa”, cuya harina en diciembre se pagaba casi un 28% más que en el mismo período de 2016.

MÁS INFORMACIÓN

Los precios suben más en Las Palmas

Si se analizan los datos desagregados por provincia, se verá que en la mayoría de ellas (26 de 50) los precios subieron por encima del 1%. Es el caso, entre otras, de Baleares, Castellón, Granada, León, Murcia, Navarra, Tarragona y Valladolid. Las cuatro provincias en las que se encontró el incremento más importante fueron Las Palmas (1,8%), Santa Cruz de Tenerife (1,7%), Lleida y Gerona (1,6%) y Barcelona (1,3%).

Aunque el análisis concierne únicamente los precios de las grandes superficies online, Esteve cree que es “representativo de los precios en las tiendas físicas”. Según su experiencia, “el 80% del surtido de los supermercados que están en Soysuper.com tienen los mismos precios en la distribución física que en la web, y el restante 20% es muy similar”, argumenta.

Optimismo de los consumidores

La subida de los precios que se desprende del análisis de las grandes superficies online elaborado por Soysuper está en línea con el IPC, un indicador de la inflación cuya cesta incluye elementos tan variados como alimentos, vivienda, transporte, carburante y luz, y que también cerró el año con una subida del 1,1%

En este marco, el último informe de la financiaría Cetelem señala un incremento de la confianza de los consumidores. Según este estudio, desde octubre de 2017 el descenso de los españoles que opinan que la situación del país empeorará es de unos 10 puntos, desde el 26,6% hasta el 17,7%, mientras con respecto a diciembre, en enero aumentan en 2,7 puntos los que creen que mejorará, hasta el 33,1%.

La OCU pide más información sobre los productos que venden los ‘súper’ en la web

“En la mayoría de los casos, los compradores online tienen acceso a menos información que los que llenan el carrito en los supermercados físicos y queda mucho por hacer para que la compra digital pueda equipararse a la presencial en esta materia”. La portavoz de la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU), Ileana Izverniceanu, resume así las conclusiones de la prueba a la que la asociación ha sometido varias tiendas virtuales de las grandes superficies.

Entre las “irregularidades” más frecuentes detectadas por la OCU se encuentra una información incompleta sobre el producto. “A veces se limita únicamente al precio, la presentación y el peso”, señala Izverniceanu. “En otros casos, al ser no homogénea para una misma categoría de productos, esta información no permite comparar entre unas marcas y otras”, añade. Otras veces, cuando aparecen, estos datos son de difícil acceso para el usuario común.

La OCU pide en un comunicado que se cumpla el reglamento sobre información al consumidor, que prevé que los datos sobre el producto estén disponibles antes de la compra, y que desaparezca la excepción en la normativa sobre la obligación de indicar el país de origen o lugar de procedencia de los productos no envasados en los supermercados online.

Fuente: El País

2018-02-03T09:39:11+00:00