Inditex: los desafíos de un referente mundial

/, Actualidad Económica, Cinco Días/Inditex: los desafíos de un referente mundial

Inditex es líder en España en la distribución de moda y uno de los grandes referentes mundiales de una industria caracterizada en la actualidad por la fuerte competencia, la presión constante sobre los precios apoyada en la reducción de los costes de fabricación y el incremento de la demanda por parte de los consumidores de productos low cost.

Los resultados del último ejercicio (facturación de 25.336 millones de euros y ebitda de 5.316 millones de euros) han puesto de relieve la magnitud de los desafíos a los que se enfrenta este gigante del comercio textil: desaceleración de las ventas comparables, que crecieron un 5% frente al 10% del ejercicio fiscal 2016; caída del margen bruto (del 57% al 56,3%) y, lógicamente, del margen de ebitda sobre ventas, que, manteniéndose en niveles muy elevados, retrocede del 21,89% al 20,98%.

El desafío está en el cambio obligado al modelo online, que incide cada vez más en el sector de moda minorista. Y lo cierto es que la compañía de Amancio Ortega se está empleando a fondo: las ventas del canal online crecieron un 41% el año pasado y ya son el 10% de la facturación. 

La estrategia de tiendas también está cambiando: se cierran pequeños locales (más de 340 locales solo en el ejercicio 2017) y se apuesta por flagships stores, grandes tiendas representativas y emblemáticas que refuerzan la imagen de marca.

Axesor: rating de AA+ con tendencia estable
En conclusión, el grupo Inditex se enfrenta a los desafíos del sector con las ventajas que proporcionan un posicionamiento competitivo excelente, una ­cifra de negocio en continuo crecimiento y una estructura financiera de­sapalancada y de óptimos niveles de capitalización. Desde Axesor otorgamos a Inditex un rating no solicitado de AA+ con tendencia estable.
Inditex quiere transformar el reto del auge online en una oportunidad y en este sentido no solo planea avanzar en la ampliación de los servicios centrales y logística, sino que ha detectado importantes posibilidades de negocio online en Australia y Nueva Zelanda, donde ha abierto tienda hace poco más de dos meses. Y es que, a través de sus diversas marcas, la empresa está presente en más de 96 países, con plataforma online en 49 de ellos.

De hecho, las ventas internacionales representaron el 83% de la facturación del grupo en 2017. Este elevado grado de diversificación geográfica no está exento de complicaciones derivadas de la gestión del efecto divisa, al operar en diversas monedas con tipos de cambio que fluctúan, pero al mismo tiempo permite que la empresa no muestre un grado excesivo de concentración en ningún mercado, reduciendo así el riesgo de exposición a las coyunturas macroeconómicas de determinados países.

La compañía registra, en definitiva, una actividad comercial que presenta, pese a las dificultades expuestas, un incremento continuado durante los últimos ejercicios, con unos niveles de resultados y rentabilidad que se pueden calificar de excelentes. Este excelente comportamiento, se apoya sobre una estructura financiera sólida y estabilizada durante los últimos años, siendo los niveles de autonomía financiera elevados (el patrimonio neto representa el 66,8% del total de fuentes de financiación) y unos niveles de deuda negativos (la deuda financiera neta ha alcanzado unos términos negativos de -5.277 millones de euros).

Su estructura se ve fortalecida por la elevada caja que mantiene y el excelente resultado operativo, que hacen que el valor del ratio deuda financiera neta/ebitda fuese negativo en 0,99x en 2017, reflejando una capacidad optima de la compañía para atender sus compromisos de pago. Esta valoración se ve adicionalmente reforzada por la holgada situación de liquidez de Inditex, con un fácil acceso a nueva financiación y una amplia posición de tesorería, con un total de 5.103 millones de euros en caja e inversiones financieras a corto plazo durante el último ejercicio fiscal. Así, 55 años después de su fundación empresarial, el grupo Inditex se encuentra en unas condiciones privilegiadas para encarar los retos de la era de la economía digital.

Fuente: Cinco Días

2018-06-04T10:28:42+00:00