Hacienda dejará de ingresar 1.000 millones por la supresión del impuesto eléctrico

/, Actualidad Económica, EL PAÍS/Hacienda dejará de ingresar 1.000 millones por la supresión del impuesto eléctrico

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha cifrado este jueves en 1.000 millones de euros la pérdida de ingresos por la supresión “temporal” del impuesto del 7% a la generación eléctrica y ha dicho que esta merma de recaudación “se corregirá con otras partidas presupuestarias”. La titular de Hacienda no ha cifrado el coste que tendrán para las arcas públicas las otras medidas anunciadas ayer por la ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, para abaratar el recibo de la luz y la calefacción.

MÁS INFORMACIÓN

Montero, en declaraciones a RNE recogidas por Europa Press, ha señalado que la eliminación temporal de este impuesto de generación, anunciada ayer en el Congreso por Ribera, supondrá un recorte en la factura de la luz de entre el 2% y el 4%. El impuesto de generación eléctrica fue impuesto en 2012 por el Gobierno del PP y grava con un 7% la producción eléctrica. Se aplica a las compañías eléctricas, pero termina reflejándose en la factura que pagan los clientes.

La ministra ha destacado que con esta medida el Gobierno se muestra “sensible” a la realidad de los hogares españoles, que han visto incrementar el precio de la luz, y ha advertido de que estará “vigilante” para que la supresión de este impuesto “repercuta realmente” en la factura que pagan los usuarios de la energía eléctrica. Ayer, Ribera afirmó que el impacto de la eliminación del impuesto se notará de inmediato en la factura de la luz.

Un ahorro mínimo en el recibo

El impuesto de generación que ahora va a anular el Gobierno se le aplica a las eléctricas, pero estas lo repercuten en el consumidor final. El gravamen afecta, sin embargo, solo al término de consumo, equivalente a un tercio del recibo, y su suspensión solo afecta a los usuarios acogidos a la tarifa regulada (PVPC). El resto del importe es fijo y lo conforman peajes e impuestos. Según el analista del mercado eléctrico Francisco Valverde, un consumidor tipo con 4,4 kilovatios de potencia contratada y un consumo de 3.500 kWh al año ahorraría tan solo 1,5 euros en el recibo mensual de la luz con la anulación de este impuesto, y algo menos en primavera, cuando la electricidad suele ser más barata por la mayor presencia de renovables en el mix energético.

Facua denunció que el importe del recibo del usuario medio subió un 85,7% en 15 años, y reclamó una bajada del IVA del 21% al 4%. El miércoles, el precio de la luz en el mercado mayorista marcó otro máximo anual, con una media de 75,93 euros el megavatio-hora.

Montero no ha cifrado el coste que tendrán las demás medidas anunciadas por Ribera, como la suavización del acceso al bono social, un descuento sobre la factura de la luz que pueden solicitar las familias con menos ingresos. Además, la titular de Transición Ecológica anunció un nuevo bono para la calefacción, similar al eléctrico: tendrán derecho a acogerse a él más o menos los mismos hogares que pueden disfrutar del eléctrico, pero con diferencias geográficas.

Tomadura de pelo

La supresión del impuesto de generación ha sido calificada de “tomadura de pelo” por la asociación de consumidores Facua, que sostiene que “la subida en el precio del kwh (kilovatio/hora) que se está produciendo en septiembre superará por sí sola” la rebaja del recibo que provocará la eliminación del gravamen, que el Gobierno calcula entre el 2 y el 4%. Por eso, el portavoz de Facua, Rubén Sánchez, sostiene cree que la ministra Ribera toma el pelo a los consumidores cuando afirma que su medida va a “aliviar la factura eléctrica a los consumidores”, cuando “representará poco más que el precio de un café”. Esta asociación calcula que al finalizar el mes de septiembre se habrá acumulado una subida interanual de la luz del 15,8%.

Fuente: El País

2018-09-20T08:09:57+00:00