Amazon se enfrenta en su macroalmacén de Madrid a su primera huelga en España

/, Actualidad Económica, EL PAÍS/Amazon se enfrenta en su macroalmacén de Madrid a su primera huelga en España

Desde las 10 de la noche de este lunes, los trabajadores del centro logístico de Amazon en San Fernando de Henares están convocados a una huelga de 48 horas, la primera que sufre en España el gigante estadounidense del comercio electrónico. Los cerca de 2.000 trabajadores de la enorme nave logística madrileña reclaman un nuevo convenio después de que el suyo expirase hace más de un año. La empresa propone que los trabajadores se acojan al convenio sectorial provincial con ciertos retoques, pero ellos entienden que les perjudica y se niegan. Según UGT y CC OO, las primeras horas están siendo un “éxito total”, con un seguimiento del paro que cifran en el 98%. La empresa, por el momento, ha declinado hacer valoraciones de la jornada y se ha limitado a emitir una nota en la que señala que las condiciones de los trabajadores so competitivas y que recibirán un aumento de sueldo el 1 de abril.

En San Fernando, la primera instalación de Amazon en España, trabajan cerca de 2.000 trabajadores, 1.100 de ellos fijos. El paro, aprobado por el 75% de la plantilla, comenzó en la noche del lunes y se extenderá, si no se modifican las posturas de ambas partes, hasta las 22.00 del jueves. Según han informado tanto Comisiones Obreras como UGT, el paro está teniendo un seguimiento del 98% en el turno de noche y en el de la mañana. “Estamos muy, muy contentos” con el seguimiento, ha declarado a este periódico Rosa García, delegada de UGT en la planta de San Fernando.

García ha explicado algunas de las reivindicaciones de los trabajadores. Reclaman la renovación del convenio actual, que consiguieron en 2015, aunque expiró en diciembre 2016. Desde entonces, llevan “17 meses” negociando con Amazon para renovar el convenio. Asegura que durante ese tiempo se han mantenido “congeladas” las condiciones laborales y sueldos. La empresa, explica, propone que la planta de San Fernando pase a regirse por el convenio sectorial provincial de logística con algunos retoques, pero los trabajadores se niegan porque entienden que para ellos supone una “perdida de condiciones”.

Por ejemplo, enumera García, “los salarios de las categorías medias y bajas se quedarían congelados y perderían la antigüedad”. También perderían dinero al coger una baja. “Ahora nos pagan el 100% del salario en la primera baja y se quedaría en el 75%”, dice. “Y hay que tener en cuenta que se producen muchas lesiones y bajas por el tipo de trabajo”, señala. Finalmente, explica que también perderían dinero en los complementos de nocturnidad (un 20% de lo que cobran actualmente) y de festividad (un 50% en los dos primeros días festivos y un 75% a partir del tercero respecto a lo qe perciben actualmente).

García asegura tener constancia de que algunos compañeros han recibido “presiones” por parte de la empresa para no secundar la huelga. CC OO denuncia igualmente que la empresa ha “coaccionado” a algunos empleados a través del departamento de recursos humanos que, asegura, ha “preguntado individualmente” a los trabajadores eventuales si tenían intención de parar y “recordándoles que su contrato finaliza en breve y que le deben algo a la empresa”, como asegura el sindicato en una nota en su web. Asegura también que ha ampliado los turnos del próximo fin de semana para “compensar” los efectos del paro.

Por su parte, la empresa ha declinado valorar el impacto de la jornada de huelga. Tan sólo ha emitido un comunicado en el que señala que la remuneración de sus empleados está “en el rango alto del sector logístico”, con un “atractivo salario y un amplio paquete de beneficios”, entre los que destaca seguros médico y de vida y accidentes, plan de pensiones de empresa y planes de formación. Además, anuncia que “todos los empleados” de San Fernando recibirán un aumento de sueldo de entre el 1,6% y el 5,6%, en función de su categoría, a partir del 1 de abril. Así, sostiene que los nuevos contratados tendrán un salario inicial de 19.790 euros al año (un 2,5% más que actualmente) y los que lleven cuatro años, 21.041 euros al año, un 5,6% más. La nota incluye unas declaraciones de Fred Pattje, Director General de Operaciones en España e Italia, en las que afirma que la empresa seguirá “participando en un diálogo diario directo con nuestros empleados”.

Fuente: El País

2018-03-21T10:08:19+00:00